AVENA – SIN GLUTEN / 1 KILO (the power of food)

Availability:

16 disponibles


La avena integral es una hojuela laminada. Esta proviene de hojuelas enteras de avena, obtenidas a partir del grano de avena sin cáscara, el cual es libre de grano dañado, germinado y de cualquier tipo de materia extraña.

Es tratado térmicamente para eliminar la actividad enzimática y hecha hojuela mediante rodillos metálicos, este producto se encuentra libre de materiales extraños, de olores a fumigantes, hongos, humedad o cualquier otro olor extraño, tampoco presenta sabores extraños y no le son agregados aditivos ni preservativos.

$6.990

16 disponibles

AVENA – SIN GLUTEN / 1 KILO

Avena sin gluten contiene enzimas (Lipasa y Peroxidasa) inactivas para brindar mayor estabilidad del producto, medida en términos de Unidades de Actividad Enzimática y reflejadas en tiempo, de tal manera que se puede garantizar una vida de útil de 12 meses.

La avena naturalmente no contiene este compuesto, pero generalmente se contamina en los procesos de producción: uso de suelo, transporte, molino, líneas de proceso, etc.

Esto es confirmado por pruebas de laboratorio Granotec e Inta, donde se confirma que en esta avena no se detecta gluten.

Propiedades principales

  • Muy nutritiva. Es el cereal que más proteínas aporta.
  •  Muchísima fibra. Posee fibras solubles e insolubles a la vez.
  • Energía sana. Contiene muchos hidratos de absorción lenta.
  • Rica en minerales y vitaminas B, así como numerosos antioxidantes y antiinflamatorios.
  • Grasas saludables. La mayoría son insaturadas y, por tanto, recomendables

Que más podemos encontrar en la avena sin gluten

Es una proteína que se encuentra en la mayoría de los cereales. El gluten que se encuentra en el trigo, la cebada, el centeno y el triticale (un cruzamiento entre el trigo y el centeno) puede desencadenar graves problemas de salud u otras insensibilidades. Mientras que otros granos como el maíz, el arroz y la quinua también contienen gluten, no parecen causar los mismos problemas que el trigo, la cebada, el centeno y el triticale.

Debido a que el trigo, el centeno, la cebada y los alimentos derivados son tan comunes, eliminarlos de tu dieta probablemente cambie tu ingesta general de fibra, vitaminas y otros nutrientes.

Es importante saber cómo elegir los alimentos para satisfacer tus necesidades nutricionales generales.

Aunque la avena no contiene gluten por naturaleza, puede contaminarse con trigo, cebada o centeno durante la producción.

Los productos etiquetados como sin gluten no han sido contaminados de forma cruzada.

Sin embargo, algunas personas con enfermedad celíaca no pueden tolerar la avena libre gluten.

Por qué incluir avena en tu dieta habitual

Si no eres celíaco y toleras el gluten, la avena es un cereal que puede ofrecerte valiosos beneficios, entre ellos, puede favorecer la salud cardiovascular al mejorar el perfil de lípidos en el cuerpo debido a sus buenas grasas y también, puede ayudar a controlar el peso corporal por su alto contenido en fibra y su gran poder saciante.

Por otro lado, es un cereal ideal para personas con diabetes o resistencia a la insulina, pues por su alto contenido en fibras se absorbe lentamente y no eleva bruscamente las glucemias en el organismo.

Sus minerales y vitaminas cuidan del sistema nervioso y muscular, por lo que se trata de un cereal muy valioso para deportistas, y además, resulta un gran aliado del correcto tránsito intestinal y ayuda a prevenir o revertir el estreñimiento.

Puede ser incluida perfectamente en una dieta para perder peso, ya que aporta gran volumen, pocas calorías por porción y buenos nutrientes para el organismo.

Por último, no podemos dejar de decir que sus antioxidantes y prebióticos cuidan las defensas de nuestro cuerpo y nos ayudan a prevenir todo tipo de enfermedades así como a conservar el buen funcionamiento del organismo.

Por todas estas razones puedes incluir avena en tu dieta habitual y no desaprovechar sus beneficios.

Categoría: Etiquetas: ,